domingo, 27 de enero de 2013

Esperan en Museo de Agustín Lara a miles de turistas en las Fiestas de la Candelaria

* El lugar cuenta con tres áreas donde se muestran las pertenencias del cantautor tlacotalpeño

Opción de Veracruz Virtual
Tlacotalpan, Veracruz

Con tres áreas donde se muestran las pertenencias del Flaco de Oro, desde partituras hasta objetos personales, el Museo de Agustín Lara recibirá a miles de turistas nacionales y extranjeros durante las fiestas de La Candelaria.
Fundado hace más de una década y ubicado en la calle Venustiano Carranza casi esquina Manuel María Alegre, este espacio es una de las principales atracciones turísticas del municipio donde se conoce la historia del famoso compositor mexicano.
La encargada de lugar, Silvia Montalvo Ramírez, dijo que diariamente llegan al museo cerca de 200 personas, quienes realizan recorridos para conocer la historia del cantante tlacotalpeño, por lo que se cuenta con 10 personas para brindar la debida atención a los visitantes del 31 de enero al 9 de febrero, cuando se incrementa significativamente la afluencia, desde las 08:30 hasta las 23:00 horas.
Comentó que el Museo de Agustín Lara fue donado por Yolanda Santa Cruz Gasca, última esposa del cantautor. En la primera zona se puede observar una vitrina que contiene accesorios personales como teteras de plata, partituras, instrumentos musicales, colección de billetes estatales, una regla de cálculo y objetos de la casa de Lara.
En la segunda parte se encuentra el piano del cantante, fotografías con su última esposa, series de la actriz María Félix, quien fuera su tercera esposa,  y en la tercer área se localizan sus muebles, su cama, un tocador, una imagen española y vitrinas con pertenencias.
Montalvo Ramírez platicó que Agustín Lara visitaba un lugar tradicional de Tlacotalpan, llamado El Tobías, un bar en el centro de la ciudad, fundado en 1948, que pertenecía a su entrañable amigo Tobías Carbajal Rivera.
El hijo de Carbajal Rivera, Tobías Carbajal Domínguez, recuerda cuando el Flaco de Oro visitaba el negocio de su padre, y expresó que el cantautor era una persona muy elegante y con manos muy finas. “Eran buenos amigos, se conocieron en 1933 en Veracruz”.
Publicar un comentario